Login| Sign Up| Help| Contact|

Patent Searching and Data


Title:
METHOD FOR THE INTENSIVE CULTIVATION OF CONTAMINANT-FREE LOCUSTS AND DERIVATIVES THEREOF FOR HUMAN CONSUMPTION
Document Type and Number:
WIPO Patent Application WO/2007/094652
Kind Code:
A2
Abstract:
The invention relates to a method for the intensive cultivation of contaminant-free locusts and derivatives thereof for human consumption. The consumption of locusts and derivatives thereof is an age-old custom in different parts of Mexico and has recently spread to other countries. The consumption of different insects, such as locusts, represents an important source of protein. Traditionally, locusts were gathered directly from cultivated fields which were sprayed with agrochemicals, such as fertilisers, pesticides and herbicides, and it is well known that some of said compounds have toxic, harmful and cumulative effects on humans. In order to solve this problem, the invention provides a method for the cultivation of contaminant-free locusts and derivatives thereof for human consumption, from the cultivation of germplasm to the processing of the end products for consumption, consisting of different steps that guarantee the reliability of the method. Said invention can be used to meet market demand, while guaranteeing quality, homogeneity, safety and the origin of the product and providing suitable, attractive, desirable and controllable organoleptic properties.

Inventors:
RAMOS ELORDUY Y BLASQUEZ, Julieta (Avenida Toluca 924 Casa 3, Colonia Olivar de los padres, Mexico D.F., 01780, MX)
Application Number:
MX2007/000013
Publication Date:
August 23, 2007
Filing Date:
February 13, 2007
Export Citation:
Click for automatic bibliography generation   Help
Assignee:
UNIVERSIDAD NACIONAL AUTONOMA DE MEXICO (Torre de Rectoría 9°Piso, Ciudad Universitaria, 04510, MX)
RAMOS ELORDUY Y BLASQUEZ, Julieta (Avenida Toluca 924 Casa 3, Colonia Olivar de los padres, Mexico D.F., 01780, MX)
International Classes:
A01K67/033
Foreign References:
FR2871992A12005-12-30
CN1169433C2004-10-06
Attorney, Agent or Firm:
GARCIA MONCADA, Jesus (Edificio "B", 3er piso Zona culturalCiudad Universitari, México D.F., 04510, MX)
Download PDF:
Claims:

REIVINDICACIONES

Habiendo descrito suficientemente Ia invención y considerando que es novedosa, reclamo como de mi exclusiva propiedad, Io contenido en las siguientes reivindicaciones: 1. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, que comprende las siguientes etapas: a) colecta de chapulines; b) obtención y cultivo del germoplasma; c) cultivo de chapulines en terrenos confinados; d) cultivo de reproductores en jaulas; e) cultivo y alimentación de chapulines; f) obtención del germoplasma de plantas silvestres; g) elaboración de germinados; h) preparación de chapulines; 2. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 1 , en donde Ia etapa de Ia recolecta de chapulines, comprende Ia selección de organismos adultos en vidas silvestres u obtenidas a partir del cultivo de chapulines en cautiverio.

3. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 2, en donde Ia selección de los chapulines se caracteriza porque se seleccionan dentro de un radio sexual de 2:1 , de tamaño que va de 2.5 a 3 cm. de largo x 0.5 a 1 cm. de ancho y 0.5 a 0.8 cm. de alto, en promedio de 2.8 ± 0.5 cm. para las hembras y 2.5 ± 0.5 cm. para los machos. 4. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 2, en donde Ia selección de los chapulines se caracteriza porque Ia coloración debe ser uniforme pudiendo, sobre un fondo verde, presentar áreas de color amarillo, café o negro y Ia actividad de los chapulines es de alerta, que se reconoce, por las respuestas rápidas y vigorosas a distintos estímulos, como luz, sonido, contacto, calor, alimentación y agua.

5. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 1 , en donde Ia etapa obtención del germoplasma de chapulines se caracteriza por cultivar los chapulines en condiciones adecuadas y controladas de cautiverio para: . propiciar el acoplamiento o cópulas;

• Ia obtención de las ootecas en cajas de oviposición, y

• Ia incubación de las ootecas y sus huevecillos.

6. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 5, en donde las cajas de oviposición se caracterizan por ser de algún material transparente y estar rellenas con tierra o arena floja y esterilizada y/o mezclada con vermiculita, en una proporción de 1 parte de vermiculita por tres partes arena y en caso de que Ia mezcla sea con tierra, Ia proporción es de 1 parte de vermiculita por dos partes de tierra y con una humedad relativa manteniéndola de 60 a 65%. 7. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 5, en donde Ia incubación de las ootecas y sus huevecillos se caracteriza porque Ia temperatura es de 15-34 ±2 0 C y Ia humedad relativa es de 30 a 87%.

8. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 5, en donde Ia incubación de las ootecas y sus huevecillos se caracteriza porque la temperatura es de preferencia de 28 ±2 0 C y Ia humedad relativa es de preferencia del 70%.

9. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 5, en donde Ia incubación de las ootecas y sus huevecillos que pasan por un periodo de diapausa se caracteriza porque el lapso es de 150 días.

10. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 1 , en donde Ia etapa de cultivo de chapulines en terrenos confinados se caracteriza porque se lleva a cabo albergando a los diferentes estados de desarrollo de los chapulines por periodos de tiempo determinados, en distintas áreas de terreno conectadas entre sí, cultivadas con plantas alimenticias adecuadas, obtenidas a partir de condiciones controladas y libres de agroquímicos.

11. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 10, en donde Ia etapa cultivo de chapulines en terrenos confinados se caracteriza porque el terreno se divide en cuatro áreas cubiertas, comunicadas entre ellas por medio de marcos removibles y provistas con bioprotectores para Ia noche.

12. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 11 , en donde Ia etapa cultivo de chapulines en terrenos confinados se caracteriza porque el área 1 alberga a las Ninfa 1 y 2 hasta que mudan al estadio de Ninfa 3. 13. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 11 , en donde Ia etapa cultivo de chapulines en terrenos confinados se caracteriza porque el área 2 alberga a las Ninfa 3 hasta que mudan al estadio de Ninfa 4.

14. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 11 , en donde Ia etapa cultivo de chapulines en terrenos confinados se caracteriza porque el área 3 alberga a las Ninfa 4 hasta que mudan al estadio de Ninfa 5.

15. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 11 , en donde Ia etapa cultivo de chapulines en terrenos confinados se caracteriza porque el área 4 alberga a las Ninfa 5 hasta que alcanzan el estado adulto y Ia madurez sexual.

16. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 15, en donde Ia etapa cultivo de chapulines en terrenos confinados, se caracteriza porque en el área 4 los chapulines ovipositan en Ia tierra y/o en cajas para oviposición que se colocan previamente y porque se colectan chapulines una vez que termina Ia oviposición.

17. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 1 , en donde Ia etapa de cultivo de reproductores en jaulas se caracteriza por Ia selección, formación y conservación del material genético de los chapulines, conservando y mejorando Ia calidad genética de Ia población, con base en Ia selección cíclica de los mejores individuos en cuanto a sus características físicas y de aptitudes como reproductores.

18. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 1 , en donde Ia etapa de cultivo y alimentación de chapulines se caracteriza porque Ia alimentación de los diferentes estados de desarrollo de los chapulines se realiza con plantas libres de agroquímicos.

19. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 18, en donde Ia etapa de cultivo y alimentación de chapulines se caracteriza porque Ia alimentación las Ninfas 1 y 2 es, preferentemente, con germinados de maíz o de trigo provenientes de semillas certificadas o con otras plantas de hojas suaves, como Matricaría chamomilla o Bidens pilosa.

20. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 18, en donde Ia etapa de cultivo y alimentación de chapulines se caracteriza porque Ia alimentación de las Ninfas 3 es, preferentemente con con alfalfa y plantas de Bidens de diversas especies, en particular B. pilosa, B. bicolor, B. squamosa y/o S. oaxacana y también con las plantas conocidas como Santa María, Chrysantenum parthenium (Crisantemo), Piper sanctus (Hoja santa), Salvia leυcantha (Pluma de Santa Teresa) Taxetes lucida (Zempaxuchitl) y Crotalaria longirostrata (Chipilin). 21. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 18, en donde Ia etapa de cultivo y alimentación de chapulines se caracteriza porque Ia alimentación de las Ninfas 4 es preferentemente con alfalfa, Taraxacum officinalis (Diente de León), Caléndula officinalis (Caléndula) y con diversas especies nativas de Oaxaca del género Solanum.

22. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 18, en donde Ia etapa de cultivo y alimentación de chapulines se caracteriza porque Ia alimentación de las Ninfas 5 y los adultos es, preferentemente con alfalfa mezclada con Helianthus annus (Girasol Silvestre), Gigantón, Tithonia spp., Cnidoscolus chayamansa (Chaya de Castilla) o con Rumex crispus (Lengua de Vaca).

23. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 1 , en donde Ia etapa de

obtención de germoplasma de plantas se caracteriza porque incluye el cultivo en viveros y/o terrenos que permiten obtener plantas libres de agroquímicos.

24. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 23, en donde Ia etapa de obtención de germoplasma de planta, comprende el lavado de semillas con agua clorada y el secado en una cámara a una temperatura de 16 a 23 0 C ± 2 0 C preferentemente a 18 0 C.

25. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 1 , en donde Ia etapa de elaboración de los germinados se caracteriza porque se realiza en una cámara con una temperatura de 23 a 35 0 C ± 2 0 C, preferentemente de 28 0 C, con una humedad relativa de 34% a 87%, preferentemente de 65% y con foto periodos de 12 horas.

26. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 25, en donde Ia etapa de elaboración de los germinados se caracteriza porque se utiliza un sustrato húmedo para las semillas y se mantiene Ia humedad, hasta que los germinados se desarrollen hasta una altura de 15 a 20 cm.

27. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 1 , en donde Ia etapa de preparación de los chapulines, se caracteriza porque consta de los siguientes pasos: recolección, primera selección, ayuno, enfriado, segunda selección, lavado, cocción, secado, tercera selección, preparación y condimentación, envasado y embalaje.

28. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 27, en donde Ia recolección de chapulines, se caracteriza porque se realiza preferentemente en forma manual o utilizando redes de rastreo, y porque se realiza durante las horas más frías del día.

29. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 27, en donde el paso de ayuno se caracteriza porque es durante un día y es para eliminar el contenido del tubo digestivo de los chapulines.

30. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 27, en donde el paso de

enfriado de los chapulines es una cámara de enfriamiento para inmovilizarlos y es para seleccionar los chapulines que no cumplan con las características deseables y desecharlos.

31. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 27, en donde el paso de lavado, se caracteriza porque es con agua y es para eliminar restos de heces o de hojas.

32. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 27, en donde el paso de cocción de los chapulines, se caracteriza porque es en recipientes de diversos materiales, preferentemente en recipientes de acero inoxidable, manteniendo el fuego bajo y hasta que los chapulines viran a color rojo.

33. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 32, en donde el paso de cocción, se caracteriza porque puede ser en agua, asados o fritos.

34. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 27, en donde el paso de secado de los chapulines, se caracteriza porque se realiza en una estufa a una temperatura de a 35 a 60 0 C ±3°C, preferentemente a 50 0 C, durante un periodo de 2 a 3 días.

35. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 27, en donde el paso de tercera selección, se caracteriza porque los chapulines se seleccionan y agrupan manualmente por tamaños, formando grupos homogéneos. 36. Proceso para el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, de conformidad con Ia reivindicación 27, en donde el paso preparación y condimentación, se caracteriza porque a los chapulines se les agregan distintos condimentos, preferentemente, jugo de limón, ajo molido, chiles de diferentes variedades, pimentón y pimienta.

Description:

Proceso para el cultivo intensivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano

DESCRIPCIóN Introducción El consumo de chapulines y sus derivados es una costumbre milenaria común en diversos lugares de México y en otros países, que recientemente se ha extendido a los países desarrollados. El consumo de distintos insectos, entre los cuales se encuentran de manera importante los chapulines, constituye una fuente importante de proteína en Ia alimentación de diversas comunidades. La forma tradicional de Ia colecta de los chapulines para el abasto se realiza directamente en los campos de cultivo que están sometidos a contaminantes de distinta naturaleza periódicamente por Ia aplicación de agroquímicos, como fertilizantes, pesticidas y herbicidas, entre otros. Es bien conocido que varios de los compuestos que contienen los agroquímicos tienen efectos tóxicos, nocivos y acumulativos para el humano. Por otro lado, el abasto de chapulines para el consumo humano ha disminuido de manera importante, por los efectos de Ia migración de los hombres del campo en diversas regiones de México, quienes son los que tienen Ia fuerza física necesaria para cargar las redes que llegan a pesar más de 50 kilos. Por estas razones Ia presente invención es de gran importancia para cultivar chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, bajo condiciones controladas.

OBJETO DE LA INVENCIóN

Esta invención consiste en un proceso para el cultivo intensivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para consumo humano, desde el cultivo del germoplasma hasta el procesamiento de los productos terminados para el consumo. Con el proceso, objeto de esta invención, se puede satisfacer Ia demanda del mercado, garantizando Ia calidad, homogeneidad, seguridad y origen del producto, con características organolépticas adecuadas, apetecibles, deseables y controlables.

ANTECEDENTES

En relación con Ia costumbre de colectar y consumir chapulines, el método tradicional original consistía en Ia recolecta de estos organismos en Ia naturaleza, separándolos manualmente, enjuagándolos para eliminar los residuos vegetales y cociéndolos a fuego lento en una olla de barro con jugo de limón, sal y raíz de carrizo, hasta que el líquido se evaporaba. Sin embargo, con Ia transformación y merma de Ia naturaleza, el

advenimiento de los monocultivos y el surgimiento y uso de los agroquímicos, este método original de recolección de chapulines para el consumo humano se orientó hacia las áreas cultivadas, donde las poblaciones de chapulines incrementaron considerablemente, sin embargo estos especímenes tienen Ia desventaja de que acumulan los compuestos tóxicos de los agroquímicos utilizados en los campos de cultivo.

En el estado del arte se ha encontrado que Ia Universidad de Arizona tiene un instructivo para mantener vivos chapulines en un terrario como mascotas dirigido a estudiantes de primaria y secundaria y con el que se pueden mantener los chapulines vivos durante corto tiempo. Este instructivo no considera las condiciones para Ia reproducción de los organismos ni tiene indicaciones ni preferencias acerca de las plantas para el sustento de los mismos. Tampoco está orientado al cultivo de chapulines con características específicas para el consumo humano. Esta información se encuentra disponible en: http://insected.arizona.edu/espanol/chapulinesrear.htm

Asimismo, en el estado de Ia técnica, también existe una publicación de Ia Empresa INALIM industria alimentaria s.p.r. de r.i., Ia cual describe un proceso relacionado con Ia colecta y producción de chapulines para consumo humano. Sin embargo, Ia información se trata de un proceso general que para un técnico en Ia materia no es suficiente para reproducir el proceso. El proceso de producción que describe esta empresa se refiere a un proceso basado en Ia recolección de los chapulines en campos de cultivo para después procesarlos en una planta industrial y comercializarlos. El proceso descrito por esta empresa no considera que los chapulines estén libres de contaminantes, ni que tengan el valor nutritivo adecuado, ni las características físicas y organolépticas deseables para el consumo humano. Este proceso no se basa en el cultivo de chapulines, ni en Ia obtención de Ia cepa, ni en el cultivo de los organismos reproductores seleccionados para el mantenimiento del germoplasma. Todas estas características hacen que el proceso que describe esta empresa no pueda llegar a ser un proceso en el que se puedan controlar las variables con las que se puedan obtener productos libres de contaminantes seguros para consumo humano ni con control de calidad, por Io cual, se considera que es un proceso con serias limitaciones y que tiene grandes diferencias con Ia presente invención. Esta publicación se encuentra disponible en: http://www.foroconsultivo.orq.mx/eventos~ realizados/competitividad/tre/presentaciones/e02-sandoval.pd f

En el estado del arte también se ha encontrado una patente CN 1385064, que consiste de un método para elaborar varios productos de forraje mediante el cultivo de langostas Locusta sp. Este proceso difiere de Ia presente invención por varias razones: No se trata de los mismos acrídidos, ya que utilizan especies de langostas y cultivarlas para producir forraje mientras que el proceso de Ia presente invención, consiste en el cultivo de chapulines y sus derivados libres de contaminantes para el consumo humano.

BREVE DESCRIPCIóN DE LA INVENCIóN

El proceso de Ia presente invención sirve para el cultivo de chapulines y sus derivados, libres de contaminantes para el consumo humano y consiste de las siguientes etapas: a) Colecta de chapulines b) Obtención del germoplasma de chapulines o especímenes. c) Ciclo de cultivo del chapulín en terrenos confinados. d) Cultivo de reproductores en jaulas. e) Cultivo y alimentación de chapulines. f) Obtención del germoplasma de plantas silvestres, g) Elaboración de germinados. h) Preparación y procesamiento de chapulines para Ia venta. DESCRIPCIóN DETALLADA DE LA INVENCIóN

Esta invención consiste en un proceso para el cultivo intensivo de chapulines y sus derivados, libres de contaminantes para consumo humano que consta de las etapas que se describen a continuación: a) Colecta de chapulines

Se colectan del campo, chapulines hembras y machos de tamaño grande, preferentemente con una relación de 3 hembras por macho, en un radio sexual de 2:1 y seleccionando el tamaño de los especímenes de 2.5 a 3 cm de largo x 0.5 a 1 cm de ancho y 0.5 a 0.8 cm de alto, en promedio de 2.8 cm. ± 0.5 para las hembras y 2.5 ± 0.5 para los machos. Los chapulines adultos deben ser sanos, vigorosos y de coloración uniforme pudiendo, sobre un fondo verde, presentar áreas de color amarillo, café o negro, Ia actividad de los chapulines es de alerta, que se reconoce, por las respuestas rápidas y vigorosas a distintos estímulos, como luz, sonido, contacto, calor, alimentación y agua.

b) Obtención del germoplasma de chapulines

La obtención del germoplasma del proceso de esta invención se obtiene de Ia siguiente manera: Los chapulines colectados en el paso anterior se colocan en contenedores como jaulas o cámaras que contengan plantas cultivadas bajo control, sin agroquímicos y cuidando que Ia combinación de las plantas sea tal, que tenga una buena combinación de nutrientes y que posean los precursores hormonales necesarios para que los insectos puedan acoplarse y desarrollarse adecuadamente. Las plantas que se prefieren son girasol, chaya, hierbabuena, thitonia, entre otras.

Las jaulas o cámaras a las que se transfieren los chapulines, deberán tener cajas de oviposición además de las plantas. Las cajas de oviposición deben ser de algún material transparente y estar previamente rellenadas con tierra o arena esterilizada y/o mezclada con vermiculita, en una proporción de 1 parte de vermiculita por dos partes de arena y en caso de que Ia mezcla sea con tierra, Ia proporción deberá ser de 1 parte de vermiculita por tres partes de tierra. Se debe mantener Ia tierra o arena floja, y controlar Ia humedad relativa manteniéndola de 60 a 65%.

Desde que los chapulines se transfieren a las jaulas o cámaras sucede el acoplamiento de los especímenes y tras el 4 o o 5 o día, inicia Ia oviposición, que consiste en Ia introducción del abdomen de las hembras en Ia tierra floja y húmeda depositando las ootecas que son las estructuras que alojan a los huevecillos. Una vez que las hembras han ovipositado, se cuenta el número de ootecas por caja y se observa que no existan perforaciones recientes en Ia arena o tierra, Io que indica que es momento de iniciar Ia etapa de incubación de los huevecillos.

Para iniciar Ia etapa de incubación de los huevecillos, se sacan las cajas que contienen las ootecas y se colocan en una estufa calibrada para incubarse a una temperatura de 15-34 0 C ±2 0 C, preferentemente manteniéndola a 28 ± 2°C, con una humedad relativa que, concomitantemente variará, de 30 a 87% HR., preferentemente manteniéndola a 70% HR. El periodo de incubación es de alrededor de 150 días, durante los cuales, se debe mantener una vigilancia diaria de las condiciones de humedad y temperatura para evitar el desecamiento de las ootecas o Ia formación de hongos y detectar el momento de los nacimientos de las primeras ninfas, conocidas como Ninfa 1 , que se puede detectar por el obscurecimiento de las ootecas cuando está cerca el nacimiento. Una vez que nacen los chapulines se les empieza a alimentar con diversas plantas que pueden diferir dependiendo del estadio de las ninfas y que se cultivan en áreas de terreno confinadas como se explica en Ia siguiente sección. Antes de transferir a las

Ninfa 1 al área de terreno confinado que les corresponde, se deben adaptar a Ia temperatura ambiente, controlando Ia temperatura paulatinamente.

El cuidado de esta parte del proceso es fundamental para garantizar las características adecuadas de los especimenes que constituirán Ia materia prima para el consumo humano y para mantener los que en una etapa posterior, se seleccionarán como el pie de cría de las próximas generaciones y a los que denominaremos "Cepa A".

Posteriormente a los chapulines de esa cepa se les corren diversos estudios de tipo genético, nutricional y organoléptico que permitirán contar con generaciones subsecuentes fértiles, homogéneas y controladas que prorrogarán y conservarán dichas características. c) Cultivo de chapulines en terrenos confinados.

El cultivo de los cinco estadios de los chapulines que se conocen como Ninfa 1 , Ninfa 2, Ninfa 3, Ninfa 4 y Ninfa 5, e inclusive el estado adulto, se lleva a cabo en terrenos confinados y cultivados con las especies alimenticias previamente cultivadas en un vivero, pudiendo variar de un área a otra del terreno, dependiendo del estadio de los chapulines. Para conseguir una biomasa adecuada Ia dimensión del terreno debe ser mínimo de una hectárea.

El terreno se divide en cuatro zonas cuyo tamaño puede diferir y en las cuales se albergan los diversos estados de desarrollo de los chapulines. Estas áreas deben estar cubiertas con tela de mosquitero, a diversas alturas para que los especimenes no se escapen, ni puedan incrementar su territorio y que sólo emigren a Ia siguiente área cuando se les permita, una vez que se encuentren en las condiciones adecuadas de crecimiento. Las áreas se comunicarán entre ellas, por medio de marcos removibles a manera de bastidores, hechas de Ia misma tela de mosquitero, las cuales se remueven en su oportunidad. Cada área debe contar con bioprotectores para Ia noche, distribuidos uniformemente, hechos de materiales como estropajo, pedazos de carrizos " u otros materiales.

En el área 1 se colocan jaulas que albergan a las ninfas 1 , una vez que han pasado por el periodo de adaptación de Ia temperatura de incubación a Ia temperatura ambiente. Las jaulas pueden ser de diversos tamaños aunque se recomienda que midan 40x40x40 cm., las paredes deben ser de madera o de aluminio forradas de marquiset o tela de mosquitero. Se abren deslizando Ia cara removible de las jaulas para que las Ninfa 1 salgan por si solas al cultivo donde encuentran su nicho, se alimentan y continúan su desarrollo hasta el estadio de Ninfa 2. Estas ninfas se dejan en esa área

aproximadamente 28 + 5.8 días, hasta que mudan al siguiente estadio de desarrollo, Ia Ninfa 3. En ese momento se remueven los bastidores que dividen las áreas del terreno para que las Ninfa 3 pasen al área 2, en Ia cual permanecerán durante un lapso de 13.9 ± 6 días, aproximadamente. Una vez que ha transcurrido este periodo y que las Ninfas han alcanzado el estadio de Ninfa 4, se remueve el siguiente bastidor para dejarlas pasar al área 3, en Ia cual permanecen por un periodo de 21 ± 5 días cuando mudan al estadio de Ninfa 5. En ese momento se remueve el último bastidor para permitirles que pasen al área 4 hacia Ia cual, las Ninfa 5 son atraídas naturalmente por las nuevas plantas alimenticias para nutrirse mejor y en donde permanecen por un lapso de 23.5 ± 4.8 días, periodo en el que mudarán al estado adulto.

Los adultos se distinguen por las siguientes características: de 2.5 a 3 cm de largo x 0.5 a 1 cm de ancho y 0.5 a 0.8 cm de alto, en promedio de 2.8 cm. ± 0.5 para las hembras y 2.5 ± 0.5 para los machos, Ia coloración debe ser uniforme pudiendo, sobre un fondo verde, presentar áreas de color amarillo, café o negro, Ia actividad de los especímenes debe ser de alerta, que se reconoce, por las respuestas rápidas y vigorosas a distintos estímulos, como luz, sonido, contacto, calor, alimentación y agua, entre otros. La calidad nutricional de estos especímenes es alta en proteínas, conteniendo de 62 a 67% de proteína en base seca, Io cual se verifica realizando análisis bromatológicos a muestras aleatorias de los especimenes de este grupo. La madurez sexual de los chapulines, acontece de 3 a 6 días después de haber alcanzado el estado adulto, momento en el que pueden comenzar los acoplamientos o cópulas, aunque los adultos tienen una longevidad de 86 a 104 días. Los chapulines se dejan en el área 4 hasta que se acoplan y ovipositan en Ia tierra y/o en las cajas para Ia oviposición que se colocan previamente. Una vez que se observa que los chapulines ya no se acoplan más y que las hembras han dejado de ovipositar, se recolectan los chapulines de ambos sexos, para ser procesados como producto final y se seleccionan los individuos para el cultivo de los reproductores.

La recolección se realiza utilizando redes de rastreo hechas de tela de algodón, que se almacenan en jaulas para ser procesados posteriormente. Las ootecas ovipositadas en la tierra se dejan en el área 4 que, para el ciclo que comienza será el área 1 , y permanecen en ella hasta que las Ninfas alcanzan el estadio de Ninfa 3. Para alimentarlas adecuadamente, se introducen las plantas necesarias para esos estadios, introduciendo macetas con una base metálica y patas pequeñas, de tal forma que no lastimen las ootecas que se ovipositan en Ia tierra. En este ciclo para

el área 4, se deben mantener los cuidados y el control de las condiciones previstas para el área 1 descritas en el ciclo anterior.

Una vez que las Ninfas alcanzan el estadio de Ninfa 3, en estos ciclos se repiten los ! pasos que se describen en el inciso c), e inicia el siguiente ciclo utilizando las áreas del terreno en sentido contrario, es decir, como se ha descrito para el primer ciclo. Las cuatro áreas de terreno se utilizan cíclicamente, empezando como área 1 , 2, 3 y 4 para el primer ciclo y los ciclos nones y en sentido contrario para los ciclos pares, de tal manera que cuando termina el primer ciclo con en el área 4, esa área se utiliza como área 1 para el ciclo 2, en el que se utilizan las áreas 3, 2, y 1 como 2, 3 y 4, respectivamente.

En virtud de que los chapulines se pueden comercializar desde el estadio de Ninfa 1 hasta el estado adulto porque existe mercado para ello, las Ninfas o chapulines que se comercialicen de acuerdo con el programa de producción y ventas que se establezca, se recolectan utilizando el mismo método de las redes. d) Cultivo de reproductores en jaulas.

Como se menciona en el apartado de Obtención del Germoplasma, esta invención prevé Ia obtención, selección y conservación del material genético de los chapulines para conservar y mejorar Ia calidad genética de Ia población, basado en Ia selección cíclica de los mejores individuos en cuanto a sus características físicas y de aptitudes como reproductores. Para garantizar las características de esta especie y evitar a largo plazo alteraciones genéticas, en cada ciclo se introducen a los reproductores, una proporción de nuevos chapulines colectados en campo. A continuación se describe cómo se realiza el cultivo de los reproductores: Se seleccionan un número determinado de ootecas de las que ovipositaron los chapulines adultos capturados en el campo y tratados como se describe en el inciso b), para formar el grupo de reproductores para Io siguientes ciclos. Las ootecas seleccionadas se incuban en las mismas condiciones descritas en el inciso b) y al nacimiento de las Ninfa 1, se cultivan en cautiverio, utilizando jaulas de diferentes dimensiones, las cuales se construyen de madera ligera o aluminio, recubriendo las caras laterales con tela de mosquitero o de marquiset, y doble piso. El primero de malla de cobre que permite el paso de las excreta al segundo, las que se pueden recolectar para utilizarlo como fertilizante y dejar libre de contaminación el resto de Ia jaula. Los marcos de Ia parte basal y el techo, deben ser también de madera ligera, dejando en el techo una apertura de unos 25 cm de diámetro

con tapa removible, para hacer observaciones, tomar fotografías y cambiar el alimento ad libitum.

En Ia parte basal de las jaulas, se colocan cajas de plástico con las plantas alimenticias conteniendo algún material que mantenga Ia humedad, en el cual se encuentren los tallos sumergidos en agua, con el objeto de que los chapulines dispongan de alimento en buenas condiciones. Una de las caras de las jaulas será corrediza para permitir que los chapulines se vayan distribuyendo, conforme se vayan desarrollando juntando estas caras con las de otras jaulas vacías, de manera que puedan estar en cada jaula el número óptimo de especímenes según el estadio de desarrollo en que se encuentren. Una vez que los chapulines se hayan distribuido por sí mismos y que se encuentran en proporciones parecidas en las diferentes jaulas, se cierran las caras corredizas de las jaulas.

Cuando los organismos se encuentren en estadio de Ninfa 5 hacia el final de su término, se preparan las condiciones para Ia ovisposición, una vez que suceden los acoplamientos o cópulas. Para ello, se introducen cajas de oviposición rellenas de arena de río, previamente esterilizada y/o mezclada con vermiculita, en Ia misma proporción mencionada en el inciso b) y en una de sus esquinas se coloca un tubo delgado o un embudo en el que se verterá el agua necesaria que permita que Ia humedad del medio vaya de abajo hacia arriba para mantener a las ootecas en las condiciones requeridas, pero evitando el exceso de humedad o que les penetre agua. Estas cajas deben ser transparentes para monitorear las ootecas y su desarrollo, a través de las caras laterales.

Una vez que las hembras han realizado Ia oviposición, se sacan las cajas que contienen las ootecas y se pasan a Ia etapa de incubación. Una vez que transcurre el periodo de incubación y que nacen las primeras ninfas de ese ciclo, se seleccionan las Ninfas más grandes y activas, y se transfieren a las jaulas que albergarán a Ia futura primera generación de reproductores, a Ia que denominará F1 , y el resto, se colocarán en el áreal del cultivo en tierra y luego en las áreas subsecuentes para continuar con el desarrollo de los chapulines tal como se explica en el inciso c). Esto se repite constantemente en cada ciclo. e) Cultivos y alimentación de chapulines.

La alimentación de los estados inmaduros del desarrollo o ninfas de los chapulines, se basa en germinados para los primeros estadios y en plantas cultivadas en tierra bajo condiciones controladas para los estadios posteriores, que deben poseer los

precursores hormonales que permitan un mayor grado de reproducción de los chapulines.

Las Ninfa 1 y 2, se alimentan preferentemente, con germinados de maíz o de trigo provenientes de semillas certificadas, o con otras plantas de hojas suaves como Matricaria chamomilla o Bidens pilosa.

Las Ninfa 3, se nutre de acuerdo a las plantas localizadas en Ia región en donde se va a desarrollar el cultivo de los chapulines, de preferencia con alfalfa y plantas de Bidens de diversas especies, en particular B. pilosa, B. bicolor, B. squamosa y/o S. oaxacana y también con las plantas conocidas como Santa María, Chrysantenum parthenium (Crisantemo), Piper sanctus (Hoja santa), Salvia leucantha (Pluma de Santa Teresa) Taxetes lucida (Zempaxuchitl) y Crotalaria longirostrata (Chipilin).

Las Ninfa 4, se alimentan con plantas cultivables de Ia región, preferentemente con alfalfa, Taraxacum officinalis (Diente de León), Caléndula officinalis (Caléndula) y con diversas especies nativas de Oaxaca del género Solanum. Las Ninfa 5 y los adultos, se alimentan con mezclas de plantas cultivables en Ia región, preferentemente con alfalfa mezclada con Helianthus annus (Girasol Silvestre), Gigantón, Tithonia spp., Cnidoscolus chayamansa (Chaya de Castilla) y con Rumex crispus (Lengua de Vaca).

Para evitar el uso de agroquímicos de los cultivos de las plantas en tierra que servirán como alimento de los chapulines, se manejarán policultivos de manera que los enemigos naturales actúen en caso de que surja alguna especie competidora de los chapulines. Además, se deben procurar todos los cuidados necesarios para mantener plantas vigorosas, con características que les permitan reaccionar ante Ia presencia de otro tipo de insecto. f) Obtención del germoplasma de plantas silvestres.

Para contar con los cultivos de plantas alimenticias, libres de agroquímicos para los chapulines, se implementa un vivero en el que se siembran las plantas silvestres mencionadas en Ia sección anterior. Una vez que se obtienen las semillas, se pasan por un rápido baño de agua clorada y se secan en una cámara de secado a baja temperatura de 16 a 23 0 C ± 2 0 C, preferentemente a 18 0 C. Una parte de las semillas se almacena para obtener el germoplasma de ciclos futuros y otra parte se siembra.

Para el cultivo de las plantas se prepara el terreno para sembrarlo, cuidando el tipo de tierra, las prácticas requeridas para su remoción, volteado, homogeneización,

profundidad, humedad, fertilización orgánica, etc, factores que son determinantes para Ia germinación y el crecimiento de diversas plantas, a partir de semillas, como: plantas de hoja suave como las diferentes especies de Bidens, alfalfa, Santa María, Diente de León, Caléndula y Chaya. También se necesitan girasol silvestre, girasol cultivado, Zempaxuchitl y Tithonia entre otras. g) Elaboración de los germinados.

La elaboración de los germinados se realiza en una cámara o área en Ia que se deben mantener controladas las siguientes variables: temperatura de 23 a 35 0 C ±2 0 C y preferentemente a 28 0 C, humedad relativa de 34% a 87%, preferentemente de 65% y foto período de 12hrs. Se colocan charolas, a distintos niveles, que contienen un sustrato húmedo, en donde se ponen las semillas de maíz o de trigo, rodándolas para mantener Ia humedad constante del cultivo y permitir el desarrollo hasta una altura de 15 a 20 cm. Se separan los germinados de las charolas y se fraccionan para alimentar a las primeras ninfas. h) Preparación de chapulines para su venta.

Con esta invención, los chapulines que se colectan para ser procesados para el consumo, serán homogéneos en tamaño, coloración, propiedades nutrimentales y estarán libres de contaminantes y compuestos tóxicos. El proceso para Ia preparación consta de los siguientes pasos: recolección, primera selección, ayuno, enfriado, segunda selección, lavado, cocción, secado, tercera selección, preparación, condimentación, envasado, y embalaje.

La recolección se realiza utilizando, preferentemente redes de rastreo, aunque se puede realizar manualmente o cortando y sacudiendo Ia planta. La recolección se debe realizar durante las horas más frías del día, ya que los chapulines son animales poiquilotermos, es decir que rigen su actividad por Ia temperatura del ambiente y están menos activos cuanto más frío el ambiente. Una vez recolectados se almacenan en una jaula y se dejan en ayuno durante un día, con el fin de eliminar el contenido del tubo digestivo y evitar sabores desagradables y amargos.

Tras el día de ayuno, los chapulines se colocan en una cámara de enfriamiento para inmovilizarlos y desechar a los chapulines que no cumplan con las características deseables. Posteriormente se les da ligero lavado con agua para eliminar restos de heces o de hojas y dejarlos listos para Ia cocción que puede ser en agua, asados o fritos.

La cocción se realiza vertiendo los chapulines en recipientes de cualquier material pero se prefiere utilizar los de acero inoxidable, con agua salada hirviendo y se remueven constantemente manteniendo el fuego bajo, hasta que viran a color rojo, cuestión que sucede de 3 a 10 minutos, generalmente a los 5 minutos. En ese momento se retiran utilizando coladores grandes de tela metálica con un diámetro amplio y se transfieren a bastidores rectangulares de 80 x 40 cm con malla de 1 mm de diámetro, en donde se distribuyen con movimientos suaves sobre Ia superficie para eliminar el agua restante y pasarlos posteriormente a una estufa de secado con una temperatura de a 35 a 60 0 C ±3°C, preferentemente a 50 0 C, para no desnaturalizar sus proteínas. Se mantienen en estas condiciones durante dos o tres días.

Una vez trascurrido el tiempo de secado, se transfieren los chapulines a una mesa para separarlos manualmente, agruparlos por tamaños y formar lotes homogéneos, desechando los especímenes que no cumplan con los estándares de calidad y se procede a su preparación y condimentación, que consiste en agregarles condimentos como jugo de limón, ajo molido, chiles de diferentes variedades, pimentón, pimienta, entre otros. Los condimentos pueden variar en proporción, en función del producto terminado que se requiere. Los chapulines ya preparados están listos para ser envasados y comercializados.

El procesamiento de los chapulines de Ia presente invención está concebido para que el procedimiento sea homogéneo, pueda ser repetible y confiable con cualquier cosecha de chapulines. Para lograrlo se deben establecer estándares de las variables involucradas en cada uno de los pasos para determinar Ia norma de elaboración del producto.

EJEMPLO Se recolectan chapulines adultos, 100 machos y 300 hembras en el campo utilizando una red de rastreo y se seleccionan los especímenes que tengan un tamaño aproximado a de 2.5 a 3 cm de largo x 0.5 a 1 cm de ancho y 0.5 a 0.8 cm de alto, en promedio de 2.8 cm. ± 0.5 para las hembras y 2.5 ± 0.5 para los machos, cuya coloración sea uniforme pudiendo, sobre un fondo verde, presentar áreas de color amarillo, café o negro y con una actividad de alerta, que se reconoce, por las respuestas rápidas y vigorosas a distintos estímulos, como luz, sonido, contacto, calor, alimentación y agua, entre otros. El mismo día, los chapulines seleccionados se pasan a jaulas que contienen diversas plantas alimenticias, cultivadas bajo control y libres de agroquímicos, mediante Ia implementación de policutivos. Las plantas son: alfalfa

mezclada con Helianthus annus (Girasol Silvestre), Gigantón, Tithonia spp., Cnidoscolus chayamansa (Chaya de Castilla) y con Rumex crispus (Lengua de Vaca). Antes de transferir a los chapulines, se colocan en las jaulas las cajas de oviposición que son de material transparente y rellenadas con tierra o arena de río esterilizadas y/o mezcladas con vermiculita, en una proporción de 1 parte de vermiculita por dos partes arena y en caso de que Ia mezcla sea con tierra, Ia proporción deberá ser de 1 parte de vermiculita por tres partes de tierra. Se mantiene Ia tierra o arena floja, y se mantiene Ia humedad relativa de 60 a 65%.

El acoplamiento de los chapulines empieza desde que son transferidos a las jaulas y, tras 4 o 5 días inicia Ia oviposición con el depósito de las ootecas en Ia tierra floja y húmeda. Cada ooteca aloja alrededor de 30 huevecillos y una vez que las hembras han ovipositado, se sacan las cajas que contienen las ootecas, se verifica que no hayan perforaciones recientes de oviposición en Ia arena o tierra y se cuentan las ootecas por caja. Las cajas de oviposición se colocan charolas para incubarlas en una estufa calibrada a una temperatura de 28 ± 2°C, con una humedad relativa de 70% HR. El periodo de incubación es de alrededor de 150 días ya que pasan por una diapausa (detenimiento del desarrollo), durante los cuales, se debe mantener una vigilancia diaria de las condiciones de humedad y temperatura para evitar el desecamiento de las ootecas o Ia formación de hongos y detectar el momento de los nacimientos de las Ninfa 1. Este momento se puede detectar por el obscurecimiento en el color de las ootecas, cuestión que sucede cuando está cerca el nacimiento.

Como producto de Ia incubación de esos huevecillos se obtienen aproximadamente 7200 Ninfa 1 , de los cuales, se debe calcular un 20 % de mortalidad por distintas causas naturales cuando alcanzan el estado adulto. Los chapulines se alimentan con diversas plantas que pueden diferir dependiendo del estadio de las ninfas y que se cultivan en áreas de terreno confinadas como se explica en Ia siguiente sección. Antes de transferir a las Ninfa 1 al área de terreno confinado que les corresponde, se pasan por un periodo de adaptación paulatino a Ia temperatura ambiente, mediante cambios de temperatura controlados. Una vez que los chapulines se han desarrollado y cuando llegan al estado adulto, se seleccionan 300 hembras y 100 machos como el pie de cría de las próximas generaciones, que denominaremos "Cepa A". Estos chapulines se llevan al cultivo de reproductores en laboratorio y se les practican diversos estudios de tipo genético, nutricional y organoléptico para garantizar generaciones subsecuentes

fértiles, homogéneas y controladas que prorrogarán y conservarán dichas características.

Para continuar con el desarrollo adecuado de los chapulines en cultivo, Ia alimentación de las Ninfas 1 y 2 se basa en germinados de semillas certificadas de maíz o trigo, o en plantas de hoja suave, y en plantas cultivadas en tierra bajo condiciones controladas para los estadios posteriores. Se cuida que las plantas alimenticias posean los precursores hormonales necesarios para lograr el mayor grado de reproducción de los chapulines. Una vez que las Ninfa 1 se han adaptado a Ia temperatura ambiente, se trasladan al área de terreno confinado que les corresponde y se les alimenta con germinados de maíz o de trigo provenientes de semillas certificadas, o con otras plantas de hojas suaves como Matrícaría chamomilla o Bidens pilosa, durante 15.5 ± 7 días las primeras ninfas y 12.5 ± 4.7 las segundas. Pasado este periodo, los chapulines han mudado al estadio de Ninfa 3 y se les deja pasar al área contigua de terreno confinado en el que permanecerán 13.9 + 6 días, se alimentan con alfalfa y plantas de Bidens de diversas especies, en particular B. pilosa, B. bicolor, B. squamosa y/o S. oaxacana y también con las plantas conocidas como Santa María, Chrysantenum parthenium (Crisantemo), Piper sanctus (Hoja santa), Salvia leucantha (Pluma de Santa Teresa) Taxetes lucida (Zempaxuchitl) y Crotalaria longirostrata (Chipilin). Una vez que han mudado al estadio de Ninfa 4, se dejan pasar a Ia siguiente área del terreno confinado para alimentarlas con alfalfa, Taraxacum officinalis (Diente de León), Caléndula officinalis (Caléndula) y con diversas especies nativas de Oaxaca del género Solanum, durante un periodo de 21 ± 5 días, tras el cual, los chapulines en desarrollo mudan al estadio de Ninfa 5, momento en el que se les deja pasar a Ia última de las áreas del terreno confinado, en Ia que se les deja por 23 + 5 días y se alimentan con mezclas de plantas cultivables en Ia región, como alfalfa mezclada con Helianthus annus (Girasol Silvestre), Gigantón, Tithonia spp., Cnidoscolus chayamansa (Chaya de Castilla) y con Rumex crispus (Lengua de Vaca). De 3 a 5 días después de que los chapulines alcanzan el estado adulto empiezan a acoplarse, por Io que en esta área se preparan las condiciones para Ia oviposición, manteniendo Ia tierra floja y húmeda y colocando cajas para oviposición como las descritas anteriormente. Una vez que Ia oviposición concluye, se inicia un nuevo ciclo. De las cajas de oviposición que se recolectan, se seleccionan 100 ootecas que representan aproximadamente 3,000 huevecillos, de los que restarán 2,400 una vez descontada Ia mortalidad del 20% para el cultivo de los reproductores en el laboratorio.

Los chapulines se pueden comercializar desde el estadio de Ninfa 1 y hasta el estado adulto, sin embargo en este ejemplo se cultivan los chapulines hasta el estado adulto, obteniendo 70,600 chapulines y se consigue una biomasa en peso fresco de 42.360 Kg, una vez descontada Ia mortalidad del 20%.

A los chapulines del estado adulto, se les corren diversos estudios de tipo genético, nutricional y organoléptico para garantizar generaciones subsecuentes fértiles, homogéneas y controladas que prorrogarán y conservarán dichas características.

Los resultados de estos estudios se muestran en las siguientes tablas:

Valor Nutritivo del Chapulín Sphenarium purpurascens Ch. Macroelementos de chapulines comestibles del Genero Sphenarium

(g/100g producto)

Contenido de Aminoácidos de Chapulines comestibles de México en (mg/16 mg N)

Total aminoácidos dispensables 57.9

Valor energético de Chapulines comestibles del Estado de Oaxaca

Porcentaje de dígestibilidad aproximada de Chapulines comestibles de México

Contenido de los principales minerales en Chapulines comestibles de México (g/100g)

Contenido de vitaminas de chapulines comestibles de México